Y tú ¿cómo amas? - Optimo México
19748
post-template-default,single,single-post,postid-19748,single-format-standard,qode-quick-links-1.0,ajax_fade,page_not_loaded,,footer_responsive_adv,qode-theme-ver-11.2,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.2.1,vc_responsive

Y tú ¿cómo amas?

Y tú ¿cómo amas?

Y tú ¿cómo amas?

Podría muy bien decirse que las familias en México se dividen en dos grandes grupos. El primero es el de aquéllas que tienen un pedazo de pastel en el refrigerador y dicen: “Espérense a que se vayan los invitados y nos comemos el pastel, porque es muy poco”; el segundo, que es el mayor, es el de las familias en las que explican: “Vamos a guardar el pastel para los invitados, ustedes digan que no quieren, porque no alcanza”.

Esto de alguna manera refleja lo que sucede en muchas ocasiones, las personas se guardan lo mejor de sí mismas para “los de afuera” – la cordialidad, el por favor, el muchas gracias, las atenciones, las sonrisas, el mirar a los ojos cuando hablamos y, en general, el buen trato – y cuando llegan a su casa gritan, están de mal humor, nunca colaboran y hasta se desquitan de sus problemas con la familia.

Exigen atenciones en lugar de brindarlas y nunca tienen una conversación sin enojarse. Por ejemplo, cuando son novias o novios son muy comprensivas(os), se esmeran en su arreglo personal o en el de la casa y son detallistas. Cuando las personas “de afuera” entran al círculo interno (se casan, por ejemplo) la interacción cambia. Por algo tenemos el dicho “Candil de la calle y oscuridad en su casa”. Es como si pensáramos que los que nos aman, que coincide que son a los que supuestamente amamos, deben tolerarnos lo que sea. ¿No deberían recibir lo mejor de nosotros, en lugar de sobrellevar nuestra peor parte? Cultivemos las relaciones armoniosas en el círculo interno, realizando el mismo esfuerzo que hacemos para mantener una imagen con los del círculo externo, y contribuyamos al bienestar propio y al de nuestros seres queridos. Es parte de amar.

Mtra. Luz del Carmen Vargas
Lic. en Psicología
Ced. Prof. 3275770
#mejorandolacalidaddelavida

Sin comentarios

Publicar un comentario